Esta es una de las trampas más comunes. Pensar que en 21, 66 o 90 días algo dentro de ti evolucionará y consolidarás nuevas habilidades para siempre…

Esa pregunta lleva implícita otra: ¿Cuando se automatizará y dejaré de sufrir?

La campana de Gauss habla por si sola, la distribución normal, la mayoría, lo modal, es la búsqueda de la comodidad. Si la propensión social fuese otra, encontraríamos otro tipo de marketing en los medios de comunicación. Sin embargo, en la pantalla no dejan de aparecer productos que añaden «confort» a nuestra vida.

Quizá esa propensión social sea más bien intencionada, debido a que una sociedad que busca la comodidad en todos los aspectos de su vida no es peligrosa, al contrario, es muy sumisa.

Cuando la mayoría de la población alaba la vagancia y se vanagloria de practicarla, por muchos escándalos públicos que sucedan, derechos que recorten, males que se avecinen… si están medianamente «calentitos» y «cómodos» no harán nada por evitarlo ¡fuera hace mucho frío!

Vincular un hábito disruptivo o una práctica empoderadora con la comodidad de practicarlo, dice mucho de cuanta programación social han conseguido implantar en tu psique.

Debemos familiarizarnos con otro término, la «aceptación radical«. Aceptar ciertos sentimientos molestos y sensaciones incómodas como parte inherente del camino es lo que nos ayudará a avanzar.

Si hubieran conseguido inculcar la tendencia social actual siglos atrás, ahora nos encontraríamos en algo parecido a la novela de Orwell 1984. Pero en ese entonces no tenían medios, su herramienta únicamente era la religión.


Esa generación de trabajadores/as industriales, campesinos/as, artesanos/as, clase obrera en general, de inicios y mediados del siglo XX aceptaron el frío, la sensación de sueño al madrugar, el cansancio, el sabor de la comida real como parte inherente de su vida diaria. Personas luchadoras que no tenían tantos temores interiorizados y por ende, la mayoría de derechos y avances sociales actuales se los debemos a ellos.

¿Quieres implantar prácticas poderosas en tu vida? Siento decirte que no será cómodo…
Este es el motivo, la respuesta al porqué solo unos pocos llegan. Solo unos pocos aprietan hasta que peinan canas… Por eso solo hay unos pocos… La mayoría solo busca comodidad.

Si quieres, puedes. Pero interioriza esto: ¡Dolerá y querrás dejarlo, pensarás que no es para ti, se cruzarán en tu camino muchos días malos, te criticarán por no seguir al resto!

Pero si estás dispuesto a pagar este precio, día a día, el hábito estará bajo tu dominio y control ¡siempre!

¿Cuanto tardamos en adquirir un hábito de alto impacto?